Una de las decoraciones más bellas y sugerentes para el árbol de Navidad es sin duda las luces. El problema es que debes tener mucho cuidado al elegirlos, ya que podrían ser peligrosos y costosos . Hoy veremos juntos cómo elegir las luces para el árbol de Navidad teniendo en cuenta la seguridad y el ahorro de energía.

Luces del árbol de navidad: la seguridad es importante

Lo primero que debe tener en cuenta al elegir las luces para iluminar el árbol de Navidad es la seguridad . Prestar mucha atención a este aspecto protegerá a su familia y su hogar de incendios y sobretensiones.

Al comprar iluminación, revise bien el embalaje externo: debe llevar la marca CE, que identifica los productos de acuerdo con los estándares de calidad y seguridad establecidos por la Unión Europea. No puede ignorar esto: porque ahorrar es bueno, ¡pero proteger a su familia es lo más importante que existe!

Para evitar correr el riesgo de olvidar las luces encendidas (especialmente de noche o cuando está fuera de casa) con el riesgo asociado de incendio o sobrecarga de energía, es mejor que estén equipadas con un temporizador o que puedan usarse con él. De esta manera, se encenderán y apagarán automáticamente a la hora establecida.

Además, le aconsejo que no exceda el número de luces: mejor 1 o 2 filas de luces para evitar un cortocircuito. Si desea un árbol muy brillante, preferiría comprar un modelo con una longitud amplia. no tendrás que usar más de uno.

Los más modernos ahorran energía, cuestan un poco más, pero le permitirán ahorrar en su factura.

Aspecto estético: combínalos así

Ahora que sabemos a qué aspectos de seguridad y ahorro debemos prestar atención, pasemos a la parte estética . La elección de las luces de Navidad no debe dejarse al azar, es importante encontrar la combinación correcta de colores que mejor combine con el resto de las decoraciones y el mobiliario.

Los más clásicos tienen luces rojas y verdes, alternadas o intermitentemente: estos colores son buenos para la mayoría de las decoraciones, disminuidas en estos dos tonos, que son un poco como el ícono de la Navidad.

Pero no todos tienen una decoración que combine con estos matices, al igual que muchas personas eligen decoraciones de árboles doradas, plateadas, azules o blancas. En este caso, sería mejor elegir una iluminación que combine perfectamente, coordinándolas en color o eligiéndolas en contraste, para un impacto visual más importante.

El mercado moderno también nos ofrece una buena opción con respecto a la forma de las luces de su árbol de Navidad. Además de las bombillas clásicas, puede optar por luces de bola, con forma de varios temas festivos y luces de fibra que cambian de color cada cierto tiempo.

Categoría: